Roberto Loaisa Casanova Un Nuevo "Toque de Queda" (Cap 4) - Eclipse Lunar Eclipse Lunar

Un Nuevo “Toque de Queda” (Cap 4)

Manfred estaba de nuevo en su habitación, hoy no estaba tan aburrido como otros días, estaba ligeramente leyendo el libro de religión, el apartado de demonios, no sabía que había infinidades de demonios en ese apartado, aunque era un tema que no se daría hasta el solsticio de verano, le intrigaba lo que Bethior los dijo aquella noche.
 
-          ¿Kaenitas?, vamos a ello – se dijo así mismo.
 
-          Aquí esta- dijo de forma asombrada.
 
Manfred comenzó a leer línea tras línea:
 
Kaenitas: dice la mitología que son demonios menores extraídos de los seres del sol hechos a imagen y semejanza por la diosa de la noche  Kae,  Kae y Rue eran los principales dioses del cielo se amaban mutuamente hasta que Silthia diosa de la fertilidad y la naturaleza cautivó a Rue, siendo engañada Kae cayó en una gran soledad, cada día se hizo más fría y calculadora, Kae se denominó la noche,  y Rue se denominó el día, cada uno de ellos controlaban un astro, un sol AtRue y una Luna, MiKae, Rue se dio cuenta de su error, pero fue demasiado tarde Kae se separó de Rue e hizo la noche, engañando a Rue Robó a uno de sus seres del Sol y en su ira, creó su primer hijo de la noche, cuya sed y supervivencia era absorber la esencia del sol albergada en la sangre de los hijos de Rue.”.
 
-Clonck- un golpe incidió en la vidriera de colores de Manfred.
- ¡el toque de queda!- exclamo en voz baja e ilusionado Manfred.
 
Pronto llegaron al viejo Roble y como siempre allí estaban Iris y Roque con las armaduras de Trick puestas, al lado extremo del campo estaban las de Beth y Manfred que poco tardaron en ponérselas.
 
- Ya es hora de que empecemos a jugar con las armaduras- comenzó Beth con su primer saque, y el tiempo transcurrió con el entrenamiento de los cuatros amigos.
 
-Uff, ya está bien por hoy- dijo iris tirando el tricker y llevándose las dos manos a las rodillas.
- estoy… muerta…- dijo entre jadeo y jadeo.
- vale- dijo Beth.
- pero recordar que mañana es nuestra última noche de entrenamiento, pasado mañana tenemos el gran partido de clasificación con nuestra escuela rival- dijo Roque a la que recogía todos los frutos rotos que había por el campo para poder dejarlo limpio para el día siguiente.
 
-          Vamos Beth- dijo Manfred una vez terminado de reunir y colocar todos los trincker en la bolsa de viaje.
 
Juntos fueron calle abajo en dirección de casa de Beth, a mitad de camino Manfred susurró a Beth:
 
“¿Sabes que tengo curiosidad por esos seres que citaste el otro día en el mapa de tu Padre?, si quieres un día después de que haya pasado el partido podríamos ir a investigar, pero tenemos que tener un plan” dijo manfred.
 
-¡Vale¡- dijo Beth llevándose la mano a la boca porque había subido el tono de  la emoción.

Leave a Reply

%d personas les gusta esto: